Archivo de la etiqueta: Precious

Todo es un regalo del universo

La vida es dura, la vida es dolorosa, la vida es rica. Me pareció haber visto semejante crudeza puesta en 107 minutos, pero no. Son solo sensaciones. Como las muchas que me toco experimentar esta tarde de desgano y bajon atemporal. No venia bien, mi tarde. Pero la pantalla me mostró a Preciosa. La vida, afuera, no puede estar tan mal. Me repetí una y otra vez.

¿Cuanto se puede decir de esta obra? Puedo decir que odio a Mary (Mo’Nique), que es una hija de puta y que realmente le deseo lo peor. Puedo decir que Mary me conmovió hasta lo mas profundo, y que experimente un sentimiento de compasión, mezclados con los oscuros vestigios del dolor de una persona que ama con locura, al punto de perder la razon. Mo’Nique escupe fuego. Intimida, da miedo, sus maneras son impactantes, por mas de que digan que sobre actual. (Es la representación justa y real). Es ella junto a Mariah Carey (Mrs. Weiss) y Gabourey Sidibe (Precious) hacen una de las escenas mas impresionantes que vi en mi vida. Por simple y desgarradora, con la cámara como testigo de sus miradas, de sus manos, de sus lagrimas. El Harlem de 1987 no habrá sido fácil de vivir, y mucho menos de contar. La novela Push resulta la excusa perfecta para encarar un tema candente y para muchos de los norteamericanos todavía sin superar. Una fotografía exquisita, con la música justa hacen que por un momento sientas una pequeña parte de ese mundo cerca tuyo. El film transita por lugares difíciles, complicados. Es ese camino sinuoso el que resulta bello por si solo e incomodo por elección de Lee Daniels, el fantástico director que llevo al cine la obra. Daniels saca de Mo’Nique todo su talento y mas e insinua en Lenny Kravitz y Mariah Carey que los músicos también pueden actuar (bien) y viceversa. Gabourey Sidibe da una leccion de vida con su Preciosa y ratifica que es parte del futuro de Hollywood, mal que le pese a Vanity Fair.

Todo es un regalo del universo. Cuantas veces lo oímos, en pequeñas cosas, cuantas veces lo respiramos… Pareciera que la necesidad de repetirlo hasta el cansancio fuera imperiosa, pero también parece que lo necesitaramos. ¿Cuanto de cierto hay en eso de que todos necesitamos que nos amen? ¿Cuanto de verdad en aquello que ofrece la vida como lo mas preciado? Y la luz del día que vuelve a abrirse paso, y Preciosa se levanta para ir a la escuela, ella no, ella no debe bajar los brazos nunca. Ella cree que nadie la ama, que nadie ha hecho nada por ella. No sabe cuanto amor la rodea, en sus brazos, al salir a la calle. Al encontrarse con la maestra, o con Mogo y Abdul.

Mientras tanto, las historias se suceden y las palabras se amontonan para poder tener el lujo de retratar tan desolador panorama y convertirlo en un mañana lleno de esperanza.

Precious no habrá ganado la estatuilla a mejor película, pero sin dudas ya gano el corazón de quienes luchan día a día por no bajar los brazos.

La vida es Preciosa.

George Blanco

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Cine

Especial: los ganadores de los Oscars

*Inauguramos una nueva sección en Negro&White, en donde nuestros lectores participan activamente sobre un tema especifico. Queremos generar un canal de interacción entre ellos y nosotros, en donde puedan desplegar su gusto a la hora de escribir.

La edición 82 de los Premios Oscar de la Academia 2010 dejo una ceremonia cargada del mayor glamour hollywoodense con las grandes estrellas del séptimo arte.

Una noche que tuvo, como no pasaba hace mucho tiempo, dos anfitriones: el reiterado Steve Martin y Alec Baldwin. La idea era tener en la gala un humor joven, desenfadado y pícaro; pero en vez de eso fue un humor forzado, algo inquietante e incomodo reflejado en la cara de George Clooney. Una presentación que no me dejo nada para recordar. El año próximo apostaría a alguien como Ben Stiller, que suele brindar un humor sencillo y muy gracioso, que desde mi experiencia gusta a la gran mayoría de la audiencia.

Estos Oscars trajeron novedades en lo que a comunicacion se refiere. Nuevos tiempos donde dominan las redes sociales como Facebook y Twitter, que a estas alturas forman parte de los canales de cobertura real-time de todo evento. En lo que a la premiacion se refiere, en esta renovada entrega  han propuesto hasta diez candidatos a mejor film, como se hizo hasta 1943.

Pateando casi todos los tableros y apuestas que tenía Avatar, la ex esposa de James Cameron, Katheryn Bigelow, se llevo –merecidamente- 6 estatuillas de las 9 nominaciones a las que aspiraba su película, incluyendo Mejor Filme, Mejor Director, Mejor Edición, Mejor Guión Original, Mejor Mezcla de Sonidos y Mejor Edición de Sonido.

Cameron podrá tomar como chiste de parte de la Academia que a ella la hayan sentado delante de el, anticipándole quien estaba más cerca de los premios. Pero este no se fue con las manos vacías por su gran película, a la que considero la Star Wars de la nueva era. Gano por Mejor Efectos Especiales, Mejor Fotografía y Mejor Dirección Artística.

Varias nominaciones cumplieron con los pronósticos, y anticipadas por lo que fue los Globos de Oro, como la categoría a Mejor Actor, cuyo ganador fue Jeff Bridges por Crazy Heart, Mejor Actor Secundario Christoph Waltz por Bastardos Sin Gloria, un hecho indiscutible ya que su actuación fue impecable y admirable; mientras que la Mejor Actriz Secundaria fue Mo’Nique, por Precious.

Hubo cosas que desde el vamos con las nominaciones me sorprendieron, como por ejemplo que La Princesa y El Sapo este nominada como Mejor Película Animada. Sinceramente no me llego en nada, no tenia muchas expectativas sobre ella y al verla no me cerro del todo. He comprobado que las nenas solo la ven porque anticipa que hay una princesa pero el encanto les desaparece a los 7 minutos de película. Muy linda la música, Bravo por Disney! que tuvo 2 películas nominadas y en la misma categoría dejando la animación y volviendo con el dibujo tradicional, pero que sin embargo no vi que fuera una película como para estar nominada. Si termino contenta sabiendo que Up se llevo el Oscar por Mejor Peli Animada. La historia es fresca, humana, muestra valores, problemas que enfrentan las familias hoy en día como la ausencia del padre a causa del trabajo, y una dulzura y ternura que te deja un nudo en la garganta y unas ganas de llorar terrible. Además también Up se llevo el Oscar por Mejor Banda Sonora, gracias a mi ídolo, El Señor Michael Giacchino, que les juro que sin saber que era el, el creador de tan hermosa música, tuve un extraño presentimiento de que podía conocer a su autor la primera vez que escuche el param papam! al principio de la peli, y no me equivocaba… A parte no nos olvidemos que el año pasado estuvo nominado por Ratatouille, y debería haber estado nominado por Los increíbles años atrás, y si Lost pudiera presentarse para los Oscars estaría nominado,  basándome en que la banda sonora la creo con los mismos pedazos de avión que se ven en la serie a diario. Siempre hace bandas de ensueños que me enamoran y dejan su marca.

Echando un vistazo por otras categorías estoy conforme con los resultados como Mejor Diseño de Vestuario cuya ganadora fue ni mas ni menos que Sandy Powell por La Reina Victoria, quien anteriormente había ganado en la misma categoría con El Aviador de la mano de Martin Scorsese con quien ha trabajado en todas sus películas hasta la fecha partiendo de Pandillas de Nueva York, y anteriormente gano en 1998 por su trabajo en Shakespeare Enamorado.

Otra de las categorías que tengo que destacar es la de Mejor Efectos Especiales, en la que claro, ganó Avatar. Un acierto que James Cameron para crear este mundo extremadamente exótico y bello en hasta en lo mas mínimo, trabajara con la compañía WETA Digitaly y WETA Workshop, creada por Peter Jackson cuando empezó a idear la trilogía de El Señor de los Anillos. Trabajar con estas compañías es un voto cantado si uno quiere no solo ser nominado sino ganar un Oscar, porque son magníficos en lo más ínfimo que hagan o lo más gigantesco, como el gorilita King Kong.

En las categorías de Edición de Sonido y Mezcla de Sonido, no tengo mucho para decir porque  mi noción al respecto es básica, pero no hubiese estado mal que ganara Avatar o la mi siempre favorita Transformers: Revenge of the Fallen, porque amooo esos gigantes de hojalata desde que tengo memoria, y cada vez que escucho el ruido a metal que producen, se me pone la piel de gallina.

Siento orgullo ajeno por la ganadora a Mejor Actriz, Sandra Bullock, que por más que alla crecido viendo sus películas y la prefiera a ella antes que Julia Roberts, debo admitir que sus films dan poco de que hablar (a excepción de Crush), hasta que llegó Un Sueño Posible, y yo predije como otras ocasiones, que tanto ella como la película iban a estar nominadas, y no solo no me equivoque, sino que gano y muy justamente, teniendo en cuenta que el mayor de los premios fue ganarle a actrices como Helen Mirren y Meryl Streep, que no es para nada poco.

En cuanto al ganador a Mejor Documental, también fue cantado, ya que The Cove fue premiado previamente en el festival de Sundance 2009. Un documental muy fuerte que denuncia la matanza de miles de delfines en Taiji, Japón. Fue grabado secretamente durante el 2007 con la última tecnología para captar toda la atrocidad cometida con estos animales.

Y llegó el turno de una de las ternas más esperadas por nosotros, la de Mejor Película Extranjera. Como todos deseábamos y muchos pronosticamos, El Secreto de sus Ojos se quedo con el Oscar, el segundo de toda la historia del cine argentino. Y no era para menos, porque aunque no sea una admiradora del cine argentino, esta película me sorprendio gratamente. Excelente historia,  no deja huecos por ningún lado. Presenta algo sencillo, real y actual como la impunidad y viveza criolla pura del argentino que vivimos día a día. Campanella usa sus planos secuencias haciendo escenas fantásticas que te dejan al borde del asiento. Mostrando a un excelente Guillermo Franchella pero totalmente desconocido, que nos deja diciendo quien lo hubiera dicho haciendo semejante papel… Campanella muy emocionado y algo asustado por que parecía no caer en que había ganado, recibió el Oscar de la mano de Pedro Almodóvar y Quentin Tarantino, y finalizando su discurso con un “¡Vamos Argentina y un abrazo a los hermanos de Chile!”. Me emocione hasta las lágrimas.

Conmovedor homenaje a John Hughes con los actores que trabajaron con el y un largo vistazo a su carrera como director, trayendo a mi joven memoria, la película como Mi pobre Angelito, La Pequeña Picara, Dieciséis Velas y El Club de los Cinco.

Interesante y creativa la puesta de actores-compañeros de los nominados a Mejor Actor y Mejor Actriz, que trajo recuerdos entre Tim Robbins y Morgan Freeman a la vista de todos los espectadores, y Michelle Pfeiffer que casi hace llorar a Jeff Bridges hablando de cuando compartían sus días de trabajo.

Estos Oscars dejaron en claro que la Academia eligen las películas que definitivamente mas les gusta y que están abiertos a todo, expandiendose en cuanto a lo que premian. Que no tienen preferencias sobre nada ni nadie. No importa la religión, ni la política, ni el continente, ni la raza.

Nos mostró una nueva revelación no tan nueva como Kathryn Bigelow. Nos dejo a un Tarantino sin Oscar más que el de Actor Secundario, que hubiera preferido que se lo llevara Stanley Tucci por su magnifico papel en The Lovely Bones. A James Cameron le dieron algo así como una cachetada porque se fue con poco y nada; el drama demasiado melodramático de Precious se llevo lo que se merecía, ni más ni menos, Mo’Nique en Mejor Actriz de Reparto y Mejor Guión Adaptado.

A algunos les habrá gustado y otros les habrá disgustado. Yo estoy más que satisfecha.

*Milly Bianchiman Sur, amante del cine

Los Ganadores

– Mejor película: “Vivir al limite”

– Mejor director: Kathryn Bigelow – “Vivir al limite”

– Mejor actor: Jeff Bridges – “Crazy Heart”

– Mejor actriz: Sandra Bullock – “Un Sueño Posible”

– Mejor película extrajera: “El Secreto de Sus Ojos”

– Mejor actor secundario: Christoph Waltz – “Bastardos sin gloria”

– Mejor actriz secundaria: Mo’Nique – “Precious”

– Mejor guión original: “Vivir al limite” – Mark Boal

– Mejor guión adaptado: “Precious” – Geoffrey Fletcher

– Mejor película de animación: “Up” – Pete Docter

– Mejor canción original: “The Weary Kind”, tema de “Crazy Heart”

– Mejor edición: “Vivir al limite” – Bob Murawski y Chris Innis

– Mejor corto animado: “Logorama” – Nicolas Schmerkin.

– Mejor corto documental: “Music by Prudence” – Roger Ross Williams y Elinor Burkett.

– Mejor corto: “The New Tenants” – Joachim Back y Tivi Magnusson.

– Mejor Maquillaje: “Star Trek” – Barney Burman, Mindy Hall y Joel Harlow.

– Mejor dirección artística: “Avatar” – Rick Carter y Robert Stromberg.

– Mejor diseño de vestuario: “La reina Victoria” – Sandy Powell.

– Mejor edición sonora: “Vivir al limite” – Paul N.J. Ottosson.

– Mejor mezcla de sonido: “En tierra hostil” – Paul N.J. Ottosson y Ray Beckett.

– Mejor dirección fotográfica: “Avatar” – Mauro Fiore.

– Mejor banda sonora original: “Up” – Michael Giacchino.

– Mejores efectos visuales: “Avatar” – Joe Letteri, Stephen Rosenbaum, Richard Baneham y Andrew R. Jones.

– Mejor documental: “The Cove”.

Imagenes: Oscars.com, Reuters y AP

Deja un comentario

Archivado bajo Cine